La manera de hacer es ser.

 

En mi opinión, esta corta afirmación de Lao-Tsé es, de todas las frases célebres, quizá una de las que puede llevar a un mayor análisis en todas las áreas de la vida.

Para evitar convertir estas líneas en un tostón, me centraré únicamente en el concepto filosófico general. A partir del cual, cada uno puedo extrapolar y aplicar en el aspecto de la vida propia que decida analizar.

Como dicen muchos otros filósofos, existe una línea común sobre el principio del SER, HACER y TENER. Y cada uno de ellos lo describe a su manera, ya que estos 3 conceptos pueden trabajarse desde distintas direcciones.

En este caso, Lao-Tsé se centra únicamente en el Hacer como explicación del Ser.

Dicho de otra forma, lo que haces determina quién eres. Así de fácil.

No es lo que pienses o lo que digas, sino la pura realidad de tus acciones es lo que determina sin error quién eres realmente.

Tú puedes querer pensar que eres así o asá, al igual que puedes hacerlo de las personas de tu entorno. Y mayormente, a través de lo que dicen nos hacemos una imagen de quienes son. Al igual que la hacemos de nosotros mismos a través de lo que pensamos y decimos.

Pero la realidad es que lo que define quién eres, al igual que define a las personas de tu entorno, no es lo que decimos o pensamos, sino lo que hacemos.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar